El regalo del cielo

Escrito el 23/12/2014 - 9:51pm Por Diego Carrasco

EL MEJOR REGALO

“Dad gracias en todo, porque esa es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús”. (1º Tesalonicenses 5.18)

Con la llegada de la Navidad, y próximamente el fin de año, comienza el tiempo de los balances, empezamos a evaluar lo que fue nuestro año. Seguramente que en la columna del Haber habrá muchas cosas favorables, y en la otra columna, la del Debe, nos quedarán cosas pendientes.

En este post quisiera una vez más, pedirte unos minutos de tu atención. En primer lugar, quisiera decirte que agradezco a Dios por tu vida, y por la compañía a lo largo de este tiempo, que he sentido tu amistad como un regalo del cielo hacia mi vida, y que espero que aquello que he tratado, de manera simple y sencilla compartir contigo, haya inspirado y bendecido tu vida.

En segundo lugar, quisiera decirte que, aunque el saldo de este año no haya sido muy favorable para tí, no dejes de esperar lo mejor de Dios para tu vida, para tus sueños, para los que amas. Dice la Biblia que Dios tiene pensamientos de bien para cada uno de nosotros, y eso no ha cambiado, Dios sigue teniendo buenos pensamientos, de paz, de bienestar, de bendición, etc, para tu vida y la mía.

En tercer lugar, quiero animarte a que no renuncies a tus sueños. La Biblia nos dice que todo tiene su tiempo, y si este año no fue tu tiempo, espera en Dios porque el año que se avecina, sí puede ser el año de tus sueños realizados. Dale gracias a Dios por cada cosa que has vivido, aprende que aunque las cosas no salgan como tú quisieras, Dios está preparándote para algo especial, único, singular, etc. ¡No te des por vencido!

En cuarto lugar, quisiera pedirte muy especialmente que cuides tu relación personal con el Creador. Lo que más desea Dios es tener una relación personal, profunda y genuina contigo, y espera que tú puedas responder a ese deseo suyo. La Biblia nos enseña que Dios busca verdaderos adoradores, no los falsos, no los que no son genuinos, y espera que tú estés en esa lista de esos que Jesús desea encontrar. Si Jesús es lo primero en nuestra vida, lo que vivamos tomado de su mano, ¡será excepcional, inigualable!

Por último, quisiera hacer mención a lo que estamos celebrando en estos días, que es nada más y nada menos que el nacimiento del Hijo de Dios. Todo ocurre de manera milagrosa, algo sin precedentes, único, incomparable en la historia de la humanidad se registró cuando el Creador del Universo decidió que su Hijo viniera a la tierra a nacer para darle esperanza al hombre perdido, sin esperanza.

En estas fechas, todos nos preparamos para compartir con gente amada, familiares, amigos, etc, y cuando el reloj marca las 00 horas, correremos anhelando ver que regalo nos corresponde. Paquetes por aquí, paquetes por allá, hasta que aparece nuestro nombre frente a nuestros ojos.

Pero hay algo que quisiera dejarte ya para cerrar este post, y también este año de publicaciones mías.

El mejor regalo, el más grande regalo que pudiéramos recibir ya fue entregado, y se llama Jesús. Ese regalo vino a este mundo hace más de 2000 años para darnos aquello que tanto necesitábamos, y aunque el tiempo haya pasado, sigue siendo el mejor regalo que tú y yo podríamos haber recibido.

Quizá en tu vida esto, hasta este día no haya significado mucho, pero quisiera decirte que es lo que necesitas para encontrar la plenitud de vida. Jesús es el mejor regalo que el hombre pudo haber recibido, y si tú aun no lo has recibido, este día es una buena ocasión para hacerlo.

No lo encontrarás en ningún arbolito de navidad, ni lo encontrarás en ningún shopping, pero sí lo podrás encontrar en la quietud de tu habitación a solas, hablándole como quien le habla a un amigo, y contándole acerca de aquello que te inquieta, de tus miedos e inseguridades, de tus temores y tus debilidades, etc.

Mi querido amigo, mi querida amiga, Jesús quiere en este día que puedas saber que el te ama más que a nada, y que vino al mundo solo por tí. El mejor regalo que puedas recibir en esta navidad no es dinero ni alguna otra cosa material, el mejor regalo para ti tiene procedencia divina, viene directamente desde el cielo, y se llama Jesús.

Que Dios te bendiga, felices fiestas, feliz navidad y que el 2015 te encuentre tomado de la mano de Jesucristo. Nos leemos el próximo año. Tu amigo Diego.

 

Acerca del autor
Diego Carrasco

Hola, soy Diego Carrasco, vivo en la ciudad de General Roca, Provincia de Río Negro, sur de la Republica Argentina. Pastor de Comunidad de Fé "Más ALTO", Escritor y Conferencista, Acompañante Terapéutico, Profesor de Música y Defensor de la Vida. Casado con Paula y padre de Tomás, Matías, Julieta y Paloma, mis ángeles. Busco constantemente ser una fuente de inspiración para otros.