“Y su rival (Penina) la irritaba, enojándola y entristeciéndola, porque Jehová no le había concedido tener hijos. Así hacía cada año; cuando...

<<Y su marido le dijo: “Ana, ¿Por qué lloras? ¿Por qué no comes? ¿Y por qué está afligido tu corazón?>>. Ana, la mujer que mencionamos anteriormente, estaba atravesando una crisis personal, la que suelen enfrentar muchas mujeres que anhelan fervientemente ser madres,…y por algo que no logran entender, pasan los años y nunca lo consiguen. Años...